Atención de Fisioterapia.

Nuestros profesionales tienen una valiosa formación en la comprensión del movimiento humano. En las terapias domiciliarias se lleva a cabo procedimientos dirigidos a la recuperación de la persona, mediante técnicas que incluyen el ejercicio terapéutico, calor, frío, masaje y electricidad, con el objetivo de facilitar el desarrollo, mejorar fuerza muscular, flexibilidad, resistencia, coordinación, entrenamiento en equilibrio estático y dinámico, ahorro y conservación de energía en el control biomecánico, previniendo futuras lesiones causadas por malos hábitos posturales. Inicialmente se realiza una valoración, definiendo así un plan de tratamiento en rehabilitación física, teniendo en cuenta las necesidades de cada paciente. De la misma manera se realiza un entrenamiento a la familia y/o cuidadores en el manejo y movilización del paciente cuando sea necesario.